¿Necesitas empezar desde cero?

Yo lo comparo con hacer una limpieza a fondo de armario: miras qué tienes, empiezas por sacar lo viejo que no te vas a poner más en la vida, y vas dejando espacio para prendas nuevitas que has pensado en adquirir. Pero, ¿sabes qué pasa? pues que aquella chaqueta vieja que nunca vas a ponerte más, no piensas ni tocarla, porque ya forma parte de tu vida, de una manera u otra, te trae buenos recuerdos, aunque también malos, pero está impregnada de un no sé qué que te hace imposible dejarla. Así que acabas asumiendo que habrá cosas que permanecerán , incluso para siempre, después de la gran limpieza. Pero cuando se trata de tu vida, es un poco más difícil llevar a cabo esa gran limpieza de armario y sobretodo si es de un día para otro, así, de repente. Cómo nos pasa con la ropa, siempre es más fácil hacer limpiezas de  ropa que no te pones por temporadas. Así que para hacer un cambio de vida, siempre es más recomendable elegir algún evento que marque un antes y un después, como el fin de las vacaciones de verano, un cumpleaños, un fin de año,  u otros momentos parecidos que marcan la vida. Aunque por esta regla, podríamos aprovechar la oportunidad de renovar tu vida y comenzar desde cero cada mañana, con cada sol que sale. Así que si estás cansada de lo que ves a tu  alrededor, si estás agotada de ver y sentir siempre lo mismo, si estás aburrida de la gente actualmente te rodea o si simplemente estás lista para escribir un nuevo capítulo en la biografía de tu vida, hay tres pasos importante que debes seguir.

1. Evalúa tu situación actual

¿Te gustan las libretitas? ¿Los post-it de colores y formas? Pues píllate un pallet de lo que más te mole, un diario con llave, un cuaderno viejo que tengas o simplemente una app de esas bonicas en las que puedes llevar un diario intimo con flores y cisnes. Cuando empiezo una nueva tarea o trabajo que me parece algo tedioso me voy a la papelería del barrio y me compro montones de tonterías de colores: bolis, lápices, tacos de notas, folios de colores, clips…y así me parece todo algo más ilusionante. Escribir es fundamental. Bien es cierto que puedes llevarlo todo en la cabeza, pero para que puedas verlo con más claridad, te aconsejo que escribas, que escribas mucho, que taches, que pongas flechas, asteriscos, símbolos de exclamación y caritas con sonrisas. Todas las noches antes de dormir, haz un ejercicio de reflexión y empieza anotando las actividades has hecho durante todo el día. Primero vamos a buscar motivos para alegrarnos o sentirnos orgullosos de nosotros mismos. Si fui al yoga, si llamé a mis padres, si me tomé tan solo una onza de chocolate en vez de quince. Lo segundo que vamos a hacer es pensar y anotar qué es lo que nos gustaría mejorar: ir más al gimnasio, no perder tanto tiempo en Instagram, tomar un café con aquella amiga que hace tiempo que no ves, hacer aquel curso que tanto te gusta. Esta reflexión nos va a  ayuda a recordar que no importa lo bueno o desastre que haya sido nuestro día, ya que la mañana siguiente va a convertirse de nuevo, en una preciosa oportunidad para hacer más cosas positivas, que te hace sentir feliz, completa y orgullosa y menos de lo negativo, que te hunde en la caca. Aquí hay algunas preguntas que te pueden ayudar a observarte:

  • ¿Cómo te sientes?
  • ¿Qué eliminarías de tu vida? ¿A quién?
  • ¿Qué añadirías a tu vida?
  • ¿Qué no funciona?
  • ¿Qué has hecho bien y debes continuar?
  • Piensa y anota tres cosas que has logrado en el pasado y te hacen sentir orgullosa

Yo suelo reflexionar pasando por todos los aspectos que conforman mi vida, por ejemplo:

  • Salud
  • Trabajo
  • Amor
  • Amistades
  •  Familia
  • Formación
  • Sueños y aspiraciones

Y cualquiera otra más que conforma la tuya y que debas añadir.        
Por otra parte, si estás tratando de reconstruir tu vida porque atravesaste un momento muy trágico o especialmente doloroso, es  probable que todo se vea gris tirando a negro. Te aconsejo que reprimas el dolor y la rabia, de hecho, sería mucho mejor canalizarlo en una actividad que te haga sudar y expulsar todo lo negativo que sientes: suda en un gym, pinta, planta árboles, canta, baila.

2. Y ahora, ¿a dónde quieres ir?

En tu nueva libreta dibuja un meta grande y escribe cuál es, a dónde te lleva. El único límite es tu imaginación.

Si de todas maneras no lo tienes muy claro, escribe aun lado, dónde NO quieres ir, así que sería más fácil imaginar lo que realmente SI quieres si imaginas lo contrario.Yo misma muchas veces me pierdo y no sé cuál es mi meta. Si no sabes hacia dónde vas, no puedes elegir el camino que tomar.

3. Traza un plan de acción

Después de hacer estos ejercicios, ya debes saber dónde estás y hacia dónde vas. El siguiente paso será, por lo tanto, trazar un mapa que te ayude a conectar el punto A con el B. Y déjame decirte que la manera más fácil es comenzar en el punto B y trabajar hacia atrás.Vamos a poner un ejemplo práctico y muy sencillo que te ayude a imaginar tu plan:

1- Mi meta: hacer un curso de diseño de interiores

2- Planificar el camino a seguir:

  • Buscar cursos en Internet
  • Pedir información sobre los cursos que más me han interesado: precios, metodología, material didáctico, tiempo a dedicar, titulo a obtener…
  • Decidirme por uno entre las propuestas que tengo
  • Matricularme
  • Hacer el curso
  • Obtener mi diplomaaaa!!!!

Un consejo con amor: Usa cada contratiempo para crecer, pero NUNCA te des por vencida.Estás comenzando desde cero y este puede ser un duro camino lleno de trampas y obstáculos, pero he de decirte que sin duda, tu nueva vida te está esperando al final del camino, vas a conseguirlo, porque tienes un plan, has diseñado un perfecto mapa del tesoro que te llevará hacia la equis. Pero aún así debes trabajar mucho e invertir mucho esfuerzo y dedicación para llegar a la ansiada meta.


TIPS DEL CAMBIO:

Tips claritos a tener en cuenta durante el proceso

*Pasa del pasado

Si no hay desapego, no puede haber renovación. Lo siento, pero hay que dejar mucho atrás. Quizá tengas que dejar amistades, un trabajo, una casa, tu zona de confort.

*Update your mind

A ver, necesitas nuevas ideas en tu mente. Mucho lo que había en tu cabeza ha de ser renovado. Si quieres una nueva vida, primero tienes que cambiar tu forma de pensar, liberarte de ideas implantadas en el pasado y que te atrapan en el presente. Refrescar, actualizar y esa nueva bonita palabra: desaprender. Lee, ve vídeos, aprende a meditar y acércate, si puedes/quieres a nuevos movimientos espirituales. Quédate con lo que más te aporte.

*Nuevas amistades, ya!

Debes de conocer gente nueva que te aporten nueva ideas y puntos de vista. Aléjate de aquellas personas que te restan, busca gente te te sume.

*Aprende nuevas habilidades

A cocinar, a tejer, a coser, a dibujar, yoga…Ir a clases puede hacer que, además de aprender, conozcas a gente nueva, te ayude a relacionarte, te saque de tu forma de confort, sea bueno para tu salud física y mental, y te haga sentirte orgullosa de tí misma.


¿Has tenido alguna vez esa necesidad de empezar desde cero?, ¿estarías dispuesto/a a un cambio profundo en tu vida?, ¿crees que pueden servirte estos tips que te he dejado?

Saludos!

Martu M.

Anuncios

Escrito por

Buscar, aprender y compartir. Verbos que me definen.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s